San Juan Eudes

San Juan Eudes, Presbítero; Fundador de la Congregación de Jesús y María

19 DE AGOSTO

Juan. Del hebreo Dios es propicio o Dios se ha apiadado.

Juan Eudes nació el 14 de noviembre de 1601 en Ri, Orne; Francia. De familia humilde, su padre fue Isaac Eudes, de oficio granjero y su madre fue Marta Corbin. Juan fue el mayor de cinco hermanos.

Después de sus estudios de secundaria y teológicos en el Colegio Jesuita de Caen, entró en 1623 a la Congregación del Oratorio de Francia, en París donde fue recibido por su fundador, el Cardenal Pierre de Bérulle.

Ordenado sacerdote, Juan regresó a Normandía donde se preparó los diez años siguientes en la prédica de misiones al pueblo. En aquella época empezaron a organizarse las misiones populares en su forma actual.

El Padre Juan Eudes se distinguió entre todos los misioneros; en cuanto acababa de predicar, se sentaba a oír confesiones. Se dio cuenta de que un pueblo ferviente y santo surge cuando quien los guía tiene sacerdotes bien formados, buenos y santos.

En conformidad con el Concilio de Trento, el Padre Juan se propuso la fundación de seminarios, en los cuales los futuros clérigos fueron preparados esmeradamente para su sagrado ministerio.

En su apostolado y en ayuda a los mas necesitados; en 1641 fundó en Caen, la Orden de Nuestra Señora de la Caridad, que atendió a mujeres de mala vida, en albergues y refugios expandidos por todo el mundo.

En 1943 el Padre Juan abandonó la congregación del oratorio y formó una Asociación de Sacerdotes Diocesanos. Quedó fundado el día de la Anunciación de 1643, en Caén, con el nombre de “Congregación de Jesús y María”, llamados familiarmente padres Eudistas.

Sus miembros, como los del oratorio, eran sacerdotes diocesanos y no estaban obligados por ningún voto. El distintivo de la congregación fue el Corazón de Jesús, en el que estaba incluido místicamente el de María; como símbolo del amor eterno de Jesús por los hombres.

El Padre Juan, fue el iniciador del culto litúrgico de los Corazones de Jesús y de María. Fue uno de los grandes maestros de la escuela francesa de espiritualidad del siglo diecisiete. Hizo un conjunto de obras de las cuales, varias continúan siendo editadas.

Su última misión fue la que predicó en Sain-Lö, en 1675, en plena plaza pública, con un frío glacial. La misión duró nueve semanas. El esfuerzo enorme acabó con la salud del Padre Juan Eudes y a partir de entonces se retiró prácticamente de la vida activa. Murió el 19 de agosto de 1680.