San Pío V

San Pío V (quinto), Papa No. 225 de la Iglesia Católica
Pío de origen Latín, Piadoso.

30 DE ABRIL

Nació en un pueblo llamado Bosco, Italia en 1504; su nombre de pila fue Antonio Miguel Ghiselieri. Fue un niño muy inteligente; que cuidó ovejas hasta los 14 años porque sus padres fueron muy pobres y no le pudieron costear los estudios.

Poco después entró en la orden de los padres Dominicos. Pasó del monasterio de Voghera al de Vigevano, y después a Bolonia. Fue ordenado sacerdote en Génova en 1528. Radicó en Pavía, donde enseñó dieciséis años, pero muy pronto el Papa Pio IV (cuarto), lo nombró Obispo.

El Obispo Miguel mostró grandes cualidades para gobernar. En esa época el protestantismo estaba invadiendo todas las regiones; por lo que el Papa le confió la asociación que en Italia defendió la religión católica.

El Obispo Miguel viajó siempre a pie, con gran pobreza, visitó pueblos y ciudades, instruyendo a los católicos contra los errores de los evangélicos, protestantes. Muchas veces estuvo en peligro de ser asesinado, pero nunca se dejó vencer por el temor.

Mas tarde fue nombrado Cardenal, por el papa Pío IV (cuarto). Al morir este el cardenal Miguel fue electo para el puesto de la sede en Roma. Tomó el nombre de Pío V (quinto). Como sumo pontífice práctico el ayuno y la oración constante.

Tuvo tres devociones preferidas Jesús en la Sagrada Eucaristía, el Rosario, que recomendó ampliamente y la Santísima Virgen. Ayudó a los pobres, llevó remedios para los enfermos más necesitados de los hospitales.

Publicó un nuevo Misal, una edición de la Liturgia de las horas, con los 150 Salmos que los sacerdotes debían rezar y un Catecismo Universal. Dio gran importancia a la enseñanza de las doctrinas de Santo Tomás de Aquino en los seminarios.

El papa Pío V (quinto) vivió la batalla entre cristianos y mahometanos, en la que ganaron los católicos. El sumo pontífice murió el 1 de mayo de 1572 a los 68 años de edad. Fue declarado santo por el Papa Clemente XI (once) en 1712.